Autotratamiento Reiki, muy fácil

oreiki o tratamiento de autoreiki (técnica en la que no se distingue entre terapeuta y paciente) consiste en aplicarse reiki a uno mismo, ya sea como método de autodisciplina o para curar alguna dolencia. Durante la sesión, la persona coloca sus manos y dirige su atención a los diferentes chakras. El propósito es desbloquear las corrientes de energía que pueden haberse estancado entre estas ruedas de energía y que no pueden circular al resto del cuerpo.

sesión de fotos autoreiki
Las sesiones de autoreiki comienzan colocando las manos en los ojos y las mejillas hasta la barbilla.

El aprendizaje de esta habilidad se adquiere tras completar el primer nivel, aunque también es cierto que no es estrictamente necesario, ya que cualquiera tiene la capacidad de hacerse auto-reiki sobre sí mismo. Es obvio, por tanto, que no es imprescindible estar en posesión del título de maestro de reiki ni ejercer como terapeuta.

Deja un comentario